Muestra Colectiva.
Galería Luisa Pedrouzo, CABA.
Diseño de montaje y curaduría: Gustavo Vázquez Ocampo.
Fotografía: Gustavo Lowry.


Por Marcela Cabutti.
El arte, la ciencia y la biología en sus diversos cruces brindan contexto a mis obras. En ellas intento materializar diversos  lenguajes y métodos que provienen de la ciencia como la observación, la experimentación, la  catalogación y la comparación.
Observo en los animales e insectos sus formas, sus colores y sus modos de adaptación al medio donde viven. La forma en que se mueven, sus particularidades y las maneras de expresarse frente a distintas situaciones.
Estas vías de experimentación me proveen de nuevas lecturas y caminos.
Investigo a distancia un comportamiento y expongo sus resultados.
Rescato aspectos  humorísticos e irónicos, haciendo evidentes ciertas relaciones que presiento con las personas. Según Konrad Lorenz, algo así como animalizar a las personas y personificar a los animales.
Me interesa principalmente trabajar con las analogías que existen entre el comportamiento de animales de distintas especies incluído el Hombre. Algunas de estas analogías se expresan de manera más o menos híbridas entre arte y ciencia.
La caja de caracoles, posee una fotografía en blanco y negro de caracoles de resina de poliéster blanca, dispuestos en un espacio al aire libre sobre la que coloque caracoles de aluminio de pulido brillante y opaco que crean un efecto óptico del movimiento de estos moluscos.
Describiendo un desplazamiento sinuoso e irregular, el caracol que transporta su casa-refugio sobre sus espaldas, vive y se mueve con todo lo que posee, se detiene cuando quiere. Su forma es circular y concéntrica, evidencia de su repliegue sobre sí mismo y su autoacorazarse.
Quizás sean estas algunas imágenes de comportamientos cotidianos.