La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es sin-mordaza.png
Sin Mordaza. 28 enero, 2019.

Esculturas urbanas de la ciudad

La historia e identidad de una comunidad están conformadas por las ideas, las imágenes que expresan aquellas representaciones que constituyen la visión pública de un pueblo

Esculturas de Rafaela
En las ciudades, los monumentos y esculturas dicen mucho sobre las historias de la comunidad. Cuando uno recorre las ciudades puede toparse con diferentes intervenciones artísticas. en parques, bulevares, plazas y demás espacios públicos.
Las obras exhibidas en los espacios públicos constituyen una cautivante apropiación del paisaje. Terminan siendo un valor agregado para las ciudades ya que estimula la imaginación del paseante.
En ciudades como Nueva York, Londres, San Francisco, Barcelona, San Pablo, Quito, por citar algunas, es muy común toparse con obras de carácter contemporáneo. Pueden verse esculturas abstractas, grupos figurativos, señales lumínicas, obras con movimiento, de vidrios, obras con sonido, con vasos descartables, etc.

  • El monumento a los inmigrantes: Es una de las expresiones instaladas en el segundo cantero central del Bv. Guillermo Lehmann. Esta escultura fue creada por la artista plástica rafaelina Marcela Grosso en el año 1999.
  • Monumento a Lehmann: Este momento tan significativo para la ciudad surge como iniciativa luego de que Rafaela fuera elevada a la categoría de ciudad en 1913. El 30 de octubre de l966 se procedió a su inauguración.
  • Homenaje al cardo: Es la primera escultura contemporánea en la ciudad, una obra de llamativas dimensiones, realizada por la artista platense Marcela Cabutti en el año 2015.
  • Las manos Rotary: Donada a la ciudad por el Rotary Internacional celebrando el centenario de la organización mundial (1905-2005)

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintalanacion.png
ADN. Alejandra Lazo, 28 Mayo 2019.

Tres mujeres, tres estaciones

La inauguración de las estaciones Correo Central, Catalinas y Retiro de la Línea E contará con una serie de actividades que buscan visibilizar el rol protagónico de las mujeres en la historia. Las mismas estarán intervenidas por Marcela Cabutti, Gachi Hasper y Marta Minujín.

La primera de ellas es “tres estaciones, tres mujeres, tres artistas”, por las que las nuevas estaciones estarán intervenidas por tres artistas mujeres de proyección internacional. Cada una con su obra, lenguaje personal y fuerza creativa le darán una nueva perspectiva al público.
Estación Correo Central – Marcela Cabutti: Nacida en La Plata, es docente y licenciada en Artes Plásticas con orientación en escultura, tuvo una estadía en el master en Diseño y Biónica del Centro de Investigación del Instituto Europeo de Diseño de Milán, Italia, y ha sido protagonista de exposiciones en Argentina, Italia, España, Francia y Alemania.
“Pasionarias a orillas del río”, es el nombre de la obra que recorre dos paredes de la estación a través de enredaderas – una de 17,6 metros de largo y otra de 7,6 metros – con 11 y 4 flores respectivamente. La elección de la pasionaria es un homenaje a la vegetación que habitualmente se encuentra a la vera de las vías ferroviarias y que ocupaba parte de terreno en Taller Lacarra.
Estación Catalinas – Gachi Hasper: Oriunda de Buenos Aires, la artista plástica y docente realizó muestras en Argentina, Brasil, Estados Unidos y Francia. Buenos Aires ya cuentas con dos intervenciones de su autoría en el espacio público: “Notas de Luz”, bajo la autopista Buenos Aires-La Plata frente a La Usina del Arte y “Nudo de Autopista”, emplazada en Av. San Juan y Av. 9 de Julio. El nombre de la obra es «Rotación» y está formada por distintas piezas de diversos tamaños y colores que son partes de un rompecabezas basado en la relación de la pintura y la luz, que para la artista retrata la realidad del viajero del Subte a través de la geometría.
Estación Retiro – Marta Minujín: La reconocida artista plástica de Buenos Aires, ícono del arte de vanguardia de la Argentina en la década del 60, estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes “Prilidiano Pueyrredón” y la Escuela Superior de Bellas Artes “Ernesto de la Cárcova”. En 1982 y 2002 recibió el Premio Konex y fue la creadora de “La Menesunda” y «El Partenón de los libros prohibidos» entre otras obras disruptivas. «David fragmentándose», prima hermana de la escultura presente en el Museo Fortabat, tiene un tamaño de 7 por 2,4 metros y estará colgando del techo de la estación, representando a los argentinos que viven en fragmentación y discontinuidad.
La extensión de la línea E de subterráneos va desde su antigua cabecera en la estación Bolívar hacia el norte por dos kilómetros, permitiendo que los usuarios puedan llegar desde Flores a Retiro en sólo 32 minutos.
Con estas obras se incorporan 63.000 pasajeros a toda la red, además de beneficiar a los 90.000 que utilizan la línea por día.
La obra es impulsada por el Gobierno de la Ciudad y realizada por el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad, a través de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE).
La Estación Correo Central está ubicada en Av. Leandro N. Alem y Av. Corrientes (San Nicolás, Comuna 1) y logra la combinación con la Línea B y con el Metrobus del Bajo, a la altura del CCK.
Estación Catalinas se encuentra en Av. Leandro N. Alem y Av. Córdoba (Retiro, Comuna 1),y permitirá combinar con el Metrobus del Bajo y sumar un medio de acceso cercano a la terminal de Buquebus.
Estación Retiro, ubicada en Av. del Libertador y Ramos Mejía (Retiro, Comuna 1), suma una nueva combinación con la Línea C, los ferrocarriles Mitre, Belgrano y San Martín y la Terminal de ómnibus de Retiro.


ADN. 30 Mayo 2019.

Larreta recorrió la estación Catalinas

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, recorrió la estación Catalinas, una de las tres nuevas estaciones de la Línea E del subte que, junto a Correo Central y Retiro, se inaugurarán el próximo lunes.

“Éste es otro sueño que se va haciendo realidad”, expresó Horacio Rodríguez Larreta. Además, el Jefe de Gobierno porteño indicó que “ésta es la zona con mayor cantidad de oficinas y lugares de trabajo de la Ciudad, por lo que más gente podrá usar el subte y viajar mejor” y remarcó la importancia de “seguir mejorando el transporte público”.
En esa línea destacó la reciente inauguración del Paseo del Bajo, e hizo hincapié en las intervenciones artísticas que se realizaron en las tres nuevas estaciones de la Línea E: “La idea también era ponerle vida cultural y que los vecinos se nutran de eso. Nos pareció una linda combinación”.
De la actividad también participaron el ministro de Desarrollo Urbano y Transporte, Franco Moccia; el presidente de Subterráneos de Buenos Aires, Eduardo de Montmollin; y una de las tres artistas mujeres que intervinieron las estaciones, Gachi Hasper (las otras fueron Marcela Cabutti y Marta Minujín).
La estación Catalinas combinará con el Metrobus del Bajo y la Terminal Buquebus y contará con dos ascensores, seis escaleras mecánicas y cuatro locales comerciales. Está ubicada en avenida Leandro N. Alem y avenida Córdoba.
En tanto, la estación Correo Central combinará con la Línea B en Alem y se encuentra ubicada en avenida Leandro N. Alem y avenida Corrientes. Contará con cuatro ascensores, nueve escaleras mecánicas y dos locales comerciales.
Por su parte, la estación Retiro combinará con la estación homónima de la Línea C y con los ferrocarriles Belgrano Norte, San Martín y Mitre. Se sitúa en Avenida del Libertador entre Juncal y Esmeralda, y contará con dos ascensores, diez escaleras mecánicas y cinco locales comerciales.
Por otro lado, habrá un ascensor más para la combinación de la Línea E con la B y la estación Retiro que combinará de forma directa con la Línea C y la estación de trenes.
Con las tres nuevas estaciones se colocaron 4.700 metros de vía sobre balasto en el tramo Bolívar-Retiro. Además, se utilizará el sistema de señales ATP (Protección Automática de Trenes).
Gracias a esta obra, los barrios de Flores y Retiro se conectarán en 32 minutos de viaje entre cabeceras (Plaza de los Virreyes-Retiro).
Además, se mejorará la frecuencia entre trenes de la línea, cuya frecuencia actual es de cinco minutos. Para los primeros días de junio se espera que la frecuencia sea de 4 minutos y medio, y para finales de 2019 de 3 minutos y medio.
Los trabajos en la Línea E impactan positivamente en 315 empleados de la obra, en 90.000 pasajeros diarios y en 63.000 usuarios nuevos en la red de subtes.
En el marco de estas obras, la Ciudad construyó el Taller Lacarra, fundamental para la operación de la línea y el mantenimiento de la flota. Además, se incorporaron 24 coches General Electric (seis formaciones) y 59 FIAT (14 formaciones) renovados, y se cambiaron los 20 kilómetros de vías de toda la línea. Esta obra se realizó durante la noche para evitar cortes en el servicio.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaclarin.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es primera-mujer.png
3/6/2019.

Quién es la mujer que condujo el primer tren con pasajeros en el nuevo tramo del subte E

Se llama Estela Marys Caballero, es salteña y fue una de las primeras maquinistas de sexo femenino del subterráneo porteño.

Este lunes a la mañana, la cabina de conducción de la primera formación que recorrió con pasajeros las tres nuevas estaciones de la línea E estuvo ocupada por una mujer; una conductora con 16 años de experiencia y el privilegio de haber estado entre las tres primeras conductoras mujeres de esta línea. Hoy son 306 las que se desempeñan como guardas y conductoras, un área que se conoce como «tráfico».
«Sentí mucha emoción. Mucho orgullo. Jamás pensé que podía formar parte de una experiencia como esta. Después de todo, no se inauguran estaciones todos los días«, dijo a Clarín Estela Marys Caballero, felicísima por haber vivido un día excepcional. Ella fue la encargada de llevar funcionarios y operarios en el viaje de apertura de las nuevas estaciones. Después del acto, siguió al frente de la cabina transportando pasajeros. Estela trabaja en Metrovías desde 1998 y arrancó como boletera. En aquellos años no había guardas mujeres ni conductoras. Pero ella, junto a otras compañeras, forman parte de la primera camada de empleadas que tomaron los cursos de capacitación y empezaron a participar en los concursos de promoción interna de Metrovías. Para 2000 ascendió a guarda y en 2003 se transformó en conductora. Ella y otro grupo de compañeras lograron romper el famoso «techo de cristal» de un trabajo que estuvo destinado durante décadas a los hombres.
«Lo que no saben los que tienen prejuicios sobre nosotras, es que las mujeres en la conducción somos capaces de lograr un alto nivel de concentración, somos muy responsables y estamos siempre alerta», dijo Stella hace unos años, cuando desde este medio se visibilizó esta lucha por la igualdad de oportunidades que se venía dando entre las trabajadoras del subte porteño.
Ahora con las nuevas tres estaciones inauguradas, Estela hizo su recomendación: «Están todas hermosas. Pero la que impacta es Retiro, con esa obra de arte espectacular, las cabezas de Marta Minujín». En la nueva cabecera de la línea E, la artista plástica colgó del techo una versión enorme de una de sus obras más famosas, la cabeza del «David fragmentado». En Catalinas, trabajó con su arte Gachi Hasper y Marcela Cabutti lo hizo en Correo Central. Estela nació en Salta pero vive en Buenos Aires desde que tiene un año. Es vecina de San Cristóbal y todos la conocen como “La Gallega”. La primera vez que se subió a un subte tenía 12 años. Jamás pensó que iba a terminar siendo conductora, pero cuenta que adora su trabajo: «Me llena de satisfacción que me feliciten, que me digan buenos días, muchas gracias. Trato de de ayudar y poner la mejor onda posible. Y siempre sueño con seguir ayudando a capacitar a otros cuando se termine mi tiempo acá en las cabinas».


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png

Resultados de la Web

La artista Marcela Cabutti presenta su muestra de vidrio en …

www.perspectivasur.com › 81590-la-artista-marcela-cabutti-presenta-s…

31 may. 2019 – La Municipalidad de Berazategui, a través de la secretaría de … Marcela Cabutti, que se inaugurará este sábado 1° de junio, a partir de las 20. … Marcela Cabutti realizó sus estudios en la Universidad Nacional de La Platadonde se graduó de Licenciada en Escultura y Profesora de Historia del Arte.


La artista Marcela Cabutti presenta su Muestra en Berazategui

info135.com.ar › MUNICIPIOS

31 may. 2019 – Marcela Cabutti realizó sus estudios en la Universidad Nacional de La Platadonde se graduó de Licenciada en Escultura y Profesora de …


Expo CONFLORQUIERO de Marcela Cabutti en La Plata …

objetosconvidrio.com › expo-conflorquiero-de-marcela-cabutti-en-la-…

27 nov. 2019 – CONFLORQUIERO. DIÁLOGO ENTRE MARCELA CABUTTI Y LUCRECIA MOYANO. Artes Visuales. 30.11.2019. Vidriera Artes visuales – …


de Marcela Cabutti – Facebook

www.facebook.com › vidrio-muestra-conflorquiero-de-marcela-cabutti

14 jun. 2019 – Acercate a disfrutar la Muestra «Conflorquiero» de la magnífica artista … El título de la exposición se inspira en un… … See more of Secretaría de Cultura de la Municipalidad de Berazategui on … y la inspiración en Lucrecia Moyano», a cargo de Marcela Cabutti. … 1:01 · 5,758,654 Views … Facebook © 2019.


«Conflorquiero» – Unlp

unlp.edu.ar › arte › conflorquiero-17146

11 nov. 2019 – Arte y Cultura 2019-11-11T14:31:02+00:00. … Universidad Nacional de La Plata … El Centro de Arte UNLP realiza del 30 de noviembre al 20 de diciembre a las 19 hs, la inauguracion de «Conflorquiero», un Diálogo entre Marcela Cabutti y … con Cristalería San Carlos y la Municipalidad de Berazategui.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintainfobae.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es arteba.png
Marina Oybin, 11 de abril de 2019.

15 obras imperdibles de la nueva edición de arteBA

Pintura, escultura, instalaciones y fotografía: una selección de piezas de artistas consagrados y contemporáneos para disfrutar en la gran feria de arte

Terminó la cuenta regresiva que entusiasma a los amantes del arte. Hoy abre sus puertas al público arteBA, la feria internacional de arte contemporáneo de Buenos Aires, una de las más importantes de Latinoamérica, que hasta este domingo reúne 400 artistas, representados por 84 galerías de más de 30 ciudades del mundo. En su edición número 28, la feria presenta nuevo formato de exhibición, con diseño concentrado en dos sectores autónomos.
Ayer, antes de la inauguración oficial, el periodismo especializado recorrió la feria. Hay algunas joyas que sería una pena dejar de ver. Aquí 15 obras imperdibles de la feria.
Pintor, dibujante, grabador, cantautor, docente universitario en la UBA y en la Cornell University y creativo en una agencia de publicidad, Jorge de la Vega desató este gran mural que está montado sobre tres bastidores. La obra, que perteneció a la colección del Diario Crónica hasta fines de los años 90, condensa la estética de la denominada etapa Pop-Psicodelia/Blanco y negro del artista (entre los años 1966- 1971). Un período marcado por la crítica ácida a la sociedad de consumo.
En el stand de Maman Fine Art, Monumento al mendigo (2003), una escultura de Pablo Suárez, cuyo precio de venta es 250 mil dólares, condensa una problemática que hoy golpea a nuestro país. Agudo observador de su entorno, Suárez puso en el centro de sus obras la exclusión social y el dolor que ocasiona. Apasionado del boxeo, pintaba y esculpía los cuerpos con destreza. Sus modelos masculinos –él los denominó chongos– se alejan de los cánones de belleza impuestos socialmente.
También en el stand de Maman Fine Art, se exhibe el hipnótico Mobile argent sur noir (por 350 mil dólares), de Julio Le Parc, maestro del arte cinético y lumínico que este año será protagonista de dos muestras en nuestro país. En el CCK, tendrá una muestra antológica y en el MNBA presentará Le Parc. Transición Buenos Aires- París 1954-1959, que incluye sus primeras cajas de luz, obras que Yamile Le Parc, su hijo, al frente de todas sus muestras, caracteriza como el elixir Julio Le Parc: la esencia del maestro.
En el stand de la galería francesa Jocelyn Wolff, la escultura Touching me (10 mil dólares), de Diego Bianchi, está hecha con poliuretano blando (suave, bello como piel lozana) y vidrio. Con el tiempo, ese cuerpo fragmentado -amasado a fuerza de incrustaciones de elementos cortantes que le dan funcionalidad, como el celular provee de homeostasis al cuerpo-, mutará de color, se degradará. Bianchi pone en el centro de la escena el consumismo y los procesos de obsolencia y decadencia de objetos y cuerpos. «Esta obra registrará el paso del tiempo y hará visibles sus variaciones, acompañando el proceso vital de quien la posea. Entiendo más atractiva esta evolución que la promesa de lo inalterable», dice el artista. Y finaliza: «En 10, 20, 30 años tal vez no conserve nada de su atractivo y su proceso de deterioro sea extremo. Quien esté a su cargo, quien la adopte, será totalmente libre de destruirla cuando lo considere». Quien la lleve sabe que no habrá restauraciones. El artista avisó.
En la sección Cabinet (auspiciada por GNV Group), la galería Rolf Art presenta El arte de las cosas: Cáscaras (1963) de Dalila Puzzovio. Aquí se pueden ver objetos pertenecientes a Cáscaras, una exhibición en la mítica galería Lirolay, donde Puzzovio presentó una instalación con sello informalista que incluía yesos ortopédicos rescatados de la basura del Hospital Italiano. En este ambiente sórdido, que alude al dolor, varias mujeres caracterizadas como enfermeras recibían a los invitados y les indicaban que hicieran silencio. Además de yesos y coronas de aquella instalación, en el stand hay bocetos y registros fotográficos tomados por Rubén Santantonin. El valor de las obras va desde 5 mil a 180 mil dólares. El legajo de la artista, que incluye bocetos, documentos, catálogos, registros fotográficos y todas las notas originales de época donde se la menciona, supera los 180 mil dólares.
En el stand de la galería Ruth Benzacar, se puede ver Morir no es posible (de la serie Buscando a Cristo en todos lados), por 12 mil dólares, de Mariana Telleria, artista seleccionada para representar a nuestro país en la Bienal de Venecia. A partir de objetos de la vida cotidiana, la artista realiza procedimientos de deconstrucción para transformarlos. Comenzó cortando marcos y uniendo sus vértices para convertirlos en cruces. Aplicó el mismo método en mesas, camas y crucifijos. En el contexto de la Semana del Arte, en la Plaza Seeber (en Libertador y Sarmiento, a pasos de arteBA, hasta el domingo 14) se exhibeDios es inmigrante, una escultura de la artista hecha con autos desguazados que se erigen en forma de cruz. En el parque también hay piezas escultóricas de Marie Oresanz, Luna Paiva y Carlos Huffmann.
También en el stand de Ruth Benzacar no hay que dejar de ver Broom (110 mil dólares), deLeandro Erlich, artista argentino reconocido internacionalmente cuyas obras integran colecciones privadas y públicas como la Tate Modern (Londres), el Centro Pompidou, el Museo de Arte Moderno de París. Como un alquimista, Erlich sorprendió cuando hizo «desaparecer» la punta del obelisco y la trasladó a la explanada del Malba. Con economía de recursos (dos escobas, cinta metálica y unos fragmentos de vidrios), crea ahora una obra potente.
En el stand de la galería Vasari, se vende La anunciación de la violencia (1999), de Oscar Bony. Se trata de una fotografía color sobre papel y vidrio baleados, que sale por primera vez a la venta. Bony puso en escena su propia muerte: con una pistola automática, baleó sus autorretratos fotográficos hasta convertirse en víctima y victimario. Verdugo y fusilado. «No me tiembla el pulso cuando empuño una 9mm –dijo el artista–. Negra, huele a grasa animal».
Disparó con fruición. «Estoy haciendo cosas para que queden después de mi muerte –dijo–. Para eso hago suicidios. La posibilidad de desaparecer me aterra. Tengo la impresión de que todos los que de algún modo estamos vinculados con el arte, artistas, teóricos, o el público, hemos pensado alguna vez en el suicidio. No creo que una persona sensible frente a la realidad no lo pueda haber imaginado para sí misma».
En el stand de la galería Del Infinito, se exhibe Lluvia con acento rojo (40 mil dólares), obra hecha con piezas de cristal soplado, de Marcela Cabutti, artista que realizó residencias en la Cristalería San Carlos y en el Columbus College Art & Design. Con precisión milimétrica, trabaja el cristal hasta lograr tonos hipnóticos.
En el stand de Roldán Moderno, uno se encuentra con Juanito en el basural (420 mil dólares), de Antonio Berni, una joya que sale por primera vez al mercado desde 1970, cuando se remató en la galería Suipacha. Este óleo de 1970 condensa la capacidad de Berni de deglutir y transformar: aquí sumó material de desecho, latas de distintos productos, juguetes, chapas y telas para crear una escena inolvidable. «Los Juanitos Lagunas han enriquecido a mucha gente y también a mí, pero yo no los he explotado, yo estoy reivindicándolos», dijo el artista. Golpea este Juanito solitario, con luz irreal.
En el stand de la galería Barro, el colectivo Mondongo, integrado por Juliana Laffitte yManuel Mendanha, dúo artístico y pareja en la vida, hizo sus autorretratos en gran formato y con profundidad (cada uno, en 65 mil dólares). Con Oleo, plastilina, hilos de algodón y aluminio sobre madera, abordan la profundidad en la materia (concreta, real, de unos 30 centímetros) y la profundidad del rostro y del alma con colores bellos y formas siniestras, ocultas, oscuras.
En Utopia Bombay Sapphire, el flamante y descontracturado espacio de exhibición de arteBA, que incluye artistas emergentes de 17 galerías, no hay que dejar de ver el espacio el espacio de Popa. Con mostacillas, Código de amor (1500 dólares), de Gaba de Dios, es una especie de fotograma emocional que evidencia, con mostacillas de distintos colores y brillos, los sentimientos contradictorios que experimentó la artista.
En el espacio de la galería de San Pablo 55SP, también en Utopia Bombay Sapphire, se destaca Suspended Body (2500 dólares), esculturas en aluminio bruñido de la artista Gabriela García, de Río de Janeiro. En las esculturas de García lo leve se percibe pesado.
En Utopia Bombay Sapphire, en el espacio de Central Galería, también de San Pablo, hay pequeñas esculturas de C.L. Salvaro, un artista de 39 años que crea con yeso y esponja formas que parecen salidas del fondo del mar.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintacronica.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es subtecronica.png
03-06-2019.

Inauguraron tres nuevas estaciones del subte E y ahora llega a Retiro

La línea suma dos kilómetros y alrededor de 63.000 usuarios se verán beneficiados. Las nuevas paradas son Correo Central, Catalinas y Retiro, aunque el gobierno de la Ciudad lanzó una iniciativa para que vecinos las rebauticen con nombres de mujeres argentinas.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, inauguraron hoy las tres nuevas estaciones de la línea E de subte, que comenzarán a funcionar a partir del mediodía del lunes.
La red agrega dos kilómetros a su recorrido y apunta a sumar 63.000 nuevos usuarios a los 90.000 que ya usan la línea para trasladarse todos los días. Con una inversión de 3.714 millones, las obras incluyen la renovación de 20 km de vías y la creación del nuevo taller Lacarra, ubicado en la intersección de la colectora Dellepiane y Av. Perito Moreno.
«Es un orgullo que en nuestro país podamos hacer obras como esta y como otras que estamos realizando en la Ciudad de Buenos Aires. Esto es un trabajo en equipo, es la única manera de llegar a un resultado tan grande como este», dijo esta mañana Rodríguez Larreta durante el acto de inauguración.
Las nuevas estaciones son Correo Central, Catalinas y Retiro -la nueva cabecera- aunque el gobierno de la ciudad ya lanzó una iniciativa para que los vecinos las rebautizen con nombres de mujeres argentinas. Además, están decoradas con obras de tres artistas mujeres de proyección internacional: Marcela Cabutti en la Estación Correo Central; Gachi Hasper en Catalinas; y Marta Minujín en Retiro. Todas las obras fueron donadas al subterráneo.
La estación Correo Central, ubicada en Av. Leandro N. Alem y Corrientes, permitirá la combinación con la Línea B y con el Metrobus del Bajo, a la altura del CCK. En tanto, la estación Retiro sumará una nueva combinación con la Línea C, los ferrocarriles Mitre, Belgrano Norte y San Martín y la Terminal de ómnibus de Retiro.
Según cálculos oficiales, el viaje entre las 18 estaciones con las que ahora cuenta la línea, desde Retiro hasta Plaza de los Virreyes, en Flores sur, demorará 32 minutos en total. El Gobierno porteño asegura además que se reducirá la frecuencia entre trenes.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintainfobae.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es infobae-quijano.png
Ana Martínez Quijano. 5 Febrero 2019.

Buena muestra colectiva para seguir viendo arte en el verano

Diferentes trabajos de Marcela Cabutti, Matilde Marín, Fabiana Imola, Luciana Rondolini, Martín Reyna, Axel Straschnoy y Beto De Volder cruzan diversos géneros, como la escultura, el dibujo y la fotografía. En ellos también puede apreciarse los estilos de las últimas cuatro décadas

Al promediar el verano, la galería Del Infinito presenta una muestra colectiva con algunos artistas de su staff. En las obras de Marcela Cabutti, Matilde Marín, Fabiana Imola, Luciana Rondolini, Martín Reyna, Axel Straschnoy y Beto De Volder se cruzan diversos géneros, la escultura, el dibujo y la fotografía. Al ingresar a la sala se divisan las formas sinuosas de Beto de Volder trabajadas en madera sintética. Las líneas enruladas sobre si mismas tienen el mismo color blanco de la pared de la galería, replican con volumen uno de los diseños que el artista dibuja a mano alzada con virtuosísimo. Debajo, los colores del arco iris se deslizan por las curvas de una tabla.
De Volder comenzó a exhibir sus obras en la década del 90. Desde entonces el trazo de su línea serpentea, se pliega y despliega con elasticidad. Su carrera internacional comenzó inesperadamente en el año 2003, cuando presentó una muestra en Sonoridad Amarilla y la dividió en tres secuencias monocromáticas y temporales: una semana en rojo, otra en amarillo y finalmente, la última, en azul. La simplicidad y, a la vez, la complejidad de la propuesta, sedujo a la coleccionista venezolana Patricia Cisneros. De paso por Buenos Aires Cisneros compró varios dibujos y los exhibió junto a las piezas de los grandes maestros de la abstracción latinoamericana, en la muestra “Diálogos”, que recorrió varios países. Marita García señala que la línea del artista “engarza diversos universos: rodea las investigaciones parisinas de los años 30, contornea las reelaboraciones de la abstracción en el contexto argentino, y establece continuidades en el devenir de sus dibujos”.
Martín Reyna está presente con una serie de 20 paisajes dibujados al lápiz. La sutileza de la línea no deja adivinar la sensibilidad de un fenomenal colorista, capaz de representar las cualidades más atractivas de la pintura, la tinta y la acuarela. Pero la muestra está acompañada por el libro “Paralelo 42. Martín Reyna” con textos de Phillippe Cyroulnik y editado en 2017 por la galerista Estela Gismero, donde luce el color. El texto, un recorrido desde el año 1988 hasta la actualidad por las pinturas y dibujos de Reyna, radicado en París desde 1991, ostenta las tensiones, obsesiones, el espesor de los sentimientos que afloran a lo largo de su trayectoria. Cyroulnik, teórico francés ligado al arte argentino, destaca en los trabajos la capacidad de perdurar en nuestra memoria. Describe “una fuerza sutil que la hace persistir en nosotros” y “un ritmo que nos saca de la monotonía de nuestros días”.
Siempre en el libro, figuran desde los árboles esquemáticos y sin hojas de la década del 80, hasta las composiciones de territorios alucinados, las últimas y potentes tintas de colores restallantes. Reyna representa la propia materialidad de las tintas y acuarelas, su condición acuosa, las transparencias veladuras y chorreaduras rojas, verdes, azules o amarillas que se desplazan por los papeles.
El Paralelo 42, ubicado entre el Lago Puelo y El Bolsón, es el lugar donde realizó los dibujos. La experiencia que relata Reyna al dibujar esa línea suave que se desvanece o que, por el contrario, marca la intensidad de las sombras, coincide con las palabras de Walter Benjamin, quien, en 1939, escribe: “Seguir con toda calma en el horizonte, en un mediodía de verano, la línea de una cordillera o una rama que arroja su sombra sobre quien la contempla hasta que el instante o la hora participan de su aparición, eso es aspirar el aura de esas montañas”. Martín Reyna trabaja con frecuencia en la Patagonia, donde viven sus padres. Junto a estos dibujos cuelgan las bellas burbujas de vidrio de Marcela Cabutti. Con sus brillos y reflejos, la serie de esferas azuladas creadas con la técnica del soplado, parecen lágrimas agrupadas con un fin estético, para procurar placer visual al que mira.
En la pared más visible de la galería hay una escultura de Fabiana Ímola, las ramas de un jardín plateado. Frente al protagonismo de la belleza en los trabajos de Ímola, el teórico del arte rosarino Guillermo Fantoni observa que la artista ha “hecho de la búsqueda de lo bello una ética”. Las obras realizadas en acero pulido brillan como diamantes, y están ligadas al sitio del cual provienen, el territorio rosarino. El resplandor proviene de los espejismos que provoca la visión del río Paraná. Las aguas bajo el sol deslumbran al que mira. El fenómeno del reverberar del sol sobre el Paraná recuerda la descripción del santafecino Juan José Saer. El escritor cuenta la historia de un nadador que después de flotar durante horas, en un instante que la memoria no logra precisar, “a su alrededor la superficie del agua se transformó en una serie de puntos luminosos, de número indefinido y quizás infinito”. Agrega que en el horizonte visible “no era posible distinguir el agua de las orillas, parecía haberse pulverizado”.
Ímola se aleja de la metáfora que plantea Saer al mostrar un personaje que pierde la orientación en la existencia. Las obras están hechas de luces y reflejos pero marcan una fuerte conexión con la vida. Las formas ornamentales de la vegetación estaban presentes en la obra de Ímola cuando comenzó su carrera en el Programa para las Artes Visuales Kuitca/ CCRojas 2003-2005.
En el final de la sala hay dos imágenes de Matilde Marín de la serie “Humos”, surgida a partir de un libro realizado junto al teórico José Emilio Burucúa. Marín subraya la atracción que ejercen sobre ella “el humo, la sombra humana y las huellas de unas pisadas”. Agrega que comenzó a reunir noticias de los diarios relacionadas con incendios, las recortó y las pegó junto a sus hermosas y potentes imágenes. De este modo, sus ficciones adquirieron un poderoso verismo. Straschnoy, con el still de un filme de su autoría, y Randolini, con un dibujo de unas figuras femeninas, completan la bella muestra estival.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintalanacion.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es juntas-es-mejor.png
20 de febrero de 2019  • 17:29

Juntas es mejor: galerías de arte de Recoleta se unen para inaugurar sus muestras

Hoy, entre las 19 y las 21, cuatro espacios convertirán el barrio en una gran exposición con obras de Vivian Galban, Hernán Salvo, David López Mastrángelo y otros

Cuatro galerías de arte del barrio de Recoleta harán hoy una acción simultánea. Entre las 19 y las 21 abrirán sus puertas para inaugurar muestras o despedir las actuales. Se trata de Cecilia Caballero, Miranda Bosch, Rolf Art y Del Infinito, ubicadas muy cerca una de la otra.
«Compartimos gestos estéticos y tenemos una clientela parecida», dijo a LA NACION Cecilia Caballero al explicar la iniciativa grupal Y agregó: «El público nos pidió hacer en la misma fecha el opening day de forma de, como quien dice, matar varios pájaros de un solo tiro». En su espacio, Montevideo 1720, se inaugura una muestra de los dibujos de David López Mastrángelo, «Notas (para un lugar)».


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintalanacion.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es la-nacion-chatruc.png
Celina Chatruc.

Cinco décadas después, Marta Minujín vuelve a conquistar Nueva York

El Museo de Arte Moderno de Nueva York (MoMA) acaba de comprar el Minucode, una de sus obras más conocidas, y en junio presentará La Menesunda en el New Museum

Cinco décadas después de haber conquistado la escena neoyorquina, donde llamó la atención de Andy Warhol con sus happenings, Marta Minujín vuelve a Manhattan legitimada como artista de vanguardia. Según confirmó el Museo de Arte Moderno de Nueva York (MoMA) acaba de comprar elMinucode, una de sus obras más conocidas, realizada por primera vez en Nueva York en 1968. Y a fines de junio se inaugurará en el New Museum de la misma ciudad La Menesunda, histórica ambientación que realizó con Rubén Santantonín en 1965 en el Instituto Torcuato Di Tella.
Ni la artista ni la galería que la representa, Henrique Faria, quisieron revelar el monto de la transacción si no lo hace el propio museo, que exhibiría la obra el año próximo. «Puedo confirmarte que sí adquirimos la obra de Minujín. Pero MoMA no publica precios», dijo por su parte Inés Katzenstein, curadora de Arte Latinoamericano del MoMA.
Con su estilo informal habitual, Minujín hizo el anuncio desde su cuenta de Instagram (@martaminujin), que tiene más de cien mil seguidores. En la red social dijo estar «re feliz» por haber vendido al MoMA la instalación fílmica, que definió como un » social environment ultra vanguardia de los gloriosos sixties».
La escultura que se instalará en la estación Retiro de la línea E del Subte porteño. Sin embargo, la artista que participó hace dos años de la prestigiosa Documenta de Kassel con su monumental Partenón de libros prohibidosconfesó su decepción porque el Minucode no quede en el patrimonio de un museo argentino.
Recordó también que el Minucode se realizó por primera vez en 1968 en el Centro de Relaciones Interamericanas de Nueva York (hoy Americas Society, donde se recreó en 2010 por iniciativa de Gabriela Rangel, flamante directora artística del Malba).
La obra consistió en la filmación de cuatro cócteles que reunieron a decenas de políticos, economistas, artistas y representantes del mundo de la moda. Luego se realizó otro cóctel para el público general, en el que se proyectaron las filmaciones originales. «Marcó los sistemas superpuestos de los medios y su poder en los años 60», señaló Mauro Herlitzka, socio de Henrique Faria.
Como si esto fuera poco, Minujín adelantó que se encuentra trabajando en una escultura de 7 x 2,4 metros que colgará del techo de la nueva estación Retiro de la línea E del Subte porteño, debajo de la Avenida del Libertador, cuya inauguración está prevista para fin de mes. Consistirá en la reproducción facetada en nueve partes de la cabeza delDavid, de Miguel Ángel. Otras dos intervenciones realizadas por Graciela Hasper y Marcela Cabutti se inaugurarán en las estaciones Catalinas y Correo Central, respectivamente.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintalanacion.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es la-nacion-natalia-blanc.png
Natalia Blanc

Arte bajo tierra: 3 obras de mujeres argentinas sorprenden en el subte

Una enorme cabeza de David, fragmentada en nueve partes, cuelga del techo de la nueva estación Retiro de la línea E del subte porteño. Un mural con piezas de colores que forman una especie de rompecabezas gigante sorprende en una pared de la estación Catalinas. Y una enredadera con flores hechas con metal y pintura de autos recibe a los pasajeros en el hall de la flamante estación Correo Central, que une las líneas E y C, con salida en la entrada del edificio del CCK. Son tres obras de tres artistas argentinas con proyección internacional: Marta Minujín , Gachi Hasper y Marcela Cabutti. Tres site specific realizadas a pedido con el objetivo de exhibir arte argentino bajo tierra, muy cerca de Puerto Madero, el único barrio de Buenos Aires con calles con nombres de mujeres.
Cada una con un lenguaje y un estilo propio, las tres fueron convocadas por el gobierno de la ciudad de Buenos Aires y la empresa SBASE para crear obras que fueran a montarse en sitios específicos.
Así, Cabutti realizó una enredadera de flores pasionarias, que dialoga con la pasionaria roja que hizo tiempo atrás para Puerto Madero. Pasionarias a orillas del río recorre dos paredes de la estación Correo Central y juega con la paleta de colores que impera bajo tierra. «Son dos enredaderas: una de 17,60 metros de largo con once flores y otra de 7,60 m con cuatro pasionarias. Es una planta que crece salvaje, al lado de las vías del tren. Por eso, quise traerlas al subte», contó la artista a LA NACION , en pleno montaje de la escultura de chapa de metal con acabado de pintura de auto.
Para la realización, Cabutti trabajó con una metalúrgica de La Plata, donde tiene su taller, que es una de las últimas metalúrgicas artesanales que quedan, que doblan la chapa en forma manual. El día del montaje final, en el hall de Correo Central también estaba trabajando Joaquín Fargas, que presentará una instalación novedosa. Todo estará listo pasado mañana, cuando comiencen a inaugurarse las tres estaciones, con visitas oficiales y a la espera de que los trenes se detengan allí a partir del lunes 3.
Con la idea de recuperar el espacio público para el arte argentino y de cambiar los típicos ploteos de las viejas estaciones por esculturas y murales, la propuesta de Graciela Hasper fue una obra, Rotación, formada por piezas de distintos colores y tamaños que encastran como un puzzle.
Basada en la relación de la pintura y la luz, «es una propuesta del uso lúdico y festivo del espacio público como constructor de ciudadanía» y «tiene como objetivo comunicar movimiento a través del color», en palabras de la artista, quien explica además que la vibración de la luz produce el movimiento del ojo y ello genera subjetividad. El color no se entiende únicamente desde una cuestión formal, sino que es una de las características identitarias de la cultura popular latinoamerica-na».
Para ella, Rotación describe desde la geometría la realidad física del viajero del subte; «es una búsqueda que transforma el momento intimista ante la pintura en un hecho urbano».
Hasper fue noticia la semana pasada en el marco de los remates de arte latinoamericano que realizó la casa de subastas Christie’s de Nueva York . Dentro de la venta, se establecieron récords mundiales y precios fuertes para diferentes mujeres. Entre ellas, la artista argentina alcanzó su marca mayor con un acrílico sin título pintado en el año 2000, que se estimaba en una base de 10 o 15 mil dólares y se vendió por el doble: US$ 30 mil (la misma noche se registró el recórd para León Ferrari, con Grafismos, flores y mariposas , al que le bajaron el martillo en US$ 225 mil).
A propósito de murales, Hasper había realizado un trabajo realmente gigante que cubría los cuatro pisos del interior del Faena Forum, en Miami .
La apuesta de Minujín , como suele suceder, es a lo grande: la cabeza de David, dorada y fragmentada, va a sorprender a los que caminen por los pasillos de la prolongación de la línea E, que combina con la C, para llegar hasta la estación de trenes de Retiro. De 7 x 2,4 metros la pieza que colgará del techo de la nueva estación Retiro, debajo de la Avenida del Libertador, es prima hermana de David fragmentándose (desde Grecia hasta el Renacimiento y hasta hoy con amor), escultura que pertenece a la colección del Museo Fortabat . Y recuerda también a una publicidad de un analgésico, justamente para el dolor de cabeza , en la que también intervino la artista.
«El escultor del Renacimiento Miguel Ángel se inspiró en el arte griego, cuna de Occidente, y yo lo traje al Tercer Milenio, fragmentándolo –escribió Minujín sobre su proyecto–. Los argentinos somos seres que vivimos en fragmentación y discontinuidad».


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintalanacion.png
Valeria Musse, 29 de mayo de 2019.

Línea E de subte: el lunes inauguran las estaciones Correo Central, Catalinas y Retiro

La larga espera llegará a su fin el próximo lunes cuando, finalmente, la línea E estrene tres nuevas estaciones y su recorrido llegue a Retiro. Con la inauguración de las paradas Correo Central, Catalinas y Retiro el ramal sumará dos kilómetros de trayecto y mejorará la conexión con otros medios de transporte, sobre todo para aquellos usuarios que se movilizan desde el sur de la ciudad hacia el centro. Serán unos 32 minutos de recorrido entre las cabeceras Plaza de los Virreyes y Retiro, de acuerdo con los cálculos oficiales.
La obra permitirá incorporar 63.000 pasajeros nuevos -actualmente, ya son 90.000 personas las que utilizan este ramal- según las estimaciones del gobierno, y hacer trasbordos con las líneas B y C, los ferrocarriles Mitre, San Martín y Belgrano, la Terminal Buquebus y 30 líneas que circulan por el metrobús del Bajo.

Ads by 

Valentina es una de las usuarias habituales. Apenas se enteró de que la próxima semana ese subte llegará a Retiro respiró aliviada. «Qué bueno. Me facilita mucho el viaje entre la facultad y mi casa», dijo a LA NACION . «Eso sí -alertó-, algunas estaciones se ven como abandonadas».
En una recorrida por la futura estación Correo Central, el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta , confirmó que la inauguración será el lunes, y agradeció a las artistas Marcela Cabutti, Gachi Hasper y Marta Minujín, que intervinieron las nuevas paradas. Un par de esculturas y un mural convirtieron a los espacios en una muestra de arte subterránea.
Para extender el ramal, se colocaron 4700 metros de vía sobre balasto en el tramo Bolívar-Retiro. Desde Subterráneos de Buenos Aires (Sbase) aseguraron que se mejorará la frecuencia entre trenes de la línea, cuya periodicidad actual es de cinco minutos. Para los primeros días del mes próximo se espera que la frecuencia sea de 4 minutos y medio, y, para finales de este año, de 3 minutos y medio.
Como parte de estas obras se construyó el Taller Lacarra, fundamental para la operación de la línea y el mantenimiento de la flota. Además, se incorporaron 24 coches General Electric (seis formaciones) y 59 Fiat (14 formaciones) renovados, y se cambiaron los 20 kilómetros de vías de toda la línea. Esta última obra se realizó durante la noche para evitar cortes en el servicio.
La línea E se caracteriza por ser de las más postergadas de la red porteña. Para llevar adelante la extensión de estos dos kilómetros transcurrió más de una década. Hubo varias idas y vueltas entre los gobiernos nacionales y el porteño y obras que quedaban inconclusas, pausadas. En la actualidad, suele ser objeto de críticas de los usuarios. Desde las redes sociales, manifiestan el descontento por las constantes demoras y suspensiones en el servicio.

Las estaciones

La estación Correo Central se encuentra en la intersección de las avenidas Leandro N. Alem y Corrientes. Esta equipada con cuatro ascensores, nueve escaleras mecánicas y dos locales comerciales. Desde aquí se podrá combinar con la cabecera Alem de la línea B.
En Catalinas se podrá hacer trasbordo con el metrobús del Bajo y la Terminal Buquebus. Esta estación contará con dos ascensores, seis escaleras mecánicas y cuatro locales comerciales. Está ubicada en las avenidas Leandro N. Alem y Córdoba.
Retiro, en cambio, se sitúa en la Avenida del Libertador entre Juncal y Esmeralda y tendrá dos ascensores, diez escaleras mecánicas y cinco locales comerciales. Esta estación permite la conexión con la estación homónima de la línea C y con los ferrocarriles Belgrano Norte, San Martín y Mitre.
Habrá un ascensor más para la combinación de la línea E con la B y la estación Retiro, que combinará de forma directa con la línea C y la estación de trenes.
El ministro de Desarrollo Urbano y Transporte, Franco Moccia, dijo que «con estas tres estaciones van a ser siete que se habrán inaugurado en los últimos cuatro años [entre todos los ramales]», y detalló: «De esta forma vamos a llegar a 1.400.000 pasajeros por día, casi 500.000 más que los que usaban el subte en 2012».


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es nueva-ciudad.png
Nueva Ciudad. Arte. 31/05/2019.

Obras de arte de mujeres argentinas estarán en las nuevas estaciones del subte E

Tres artistas argentinas tendrán sus obras en las nuevas estaciones del subte de la línea E que se inauguran el lunes.

Cada una de las artistas crearon sus obras con un lenguaje y un estilo propio, las tres fueron convocadas por el Gobierno de la Ciudad y la empresa SBASE. Ellas son Marta Minujín, Gachi Hasper y Marcela Cabutti.
Una enorme cabeza de David, fragmentada en nueve partes, cuelga del techo de la nueva estación Retiro de la línea E del subte. Un mural con piezas de colores que forman una especie de rompecabezas gigante sorprende en una pared de la estación Catalinas. Y una enredadera con flores hechas con metal y pintura de autos recibe a los pasajeros en el hall de la estación Correo Central, que une las líneas E y C, con salida en la entrada del edificio del CCK.
Cabutti realizó una enredadera de flores pasionarias, que dialoga con la pasionaria roja que hizo tiempo atrás para Puerto Madero. Pasionarias a orillas del río recorre dos paredes de la estación Correo Central y juega con la paleta de colores que impera bajo tierra. «Son dos enredaderas: una de 17,60 metros de largo con once flores y otra de 7,60 m con cuatro pasionarias. Es una planta que crece salvaje, al lado de las vías del tren. Por eso, quise traerlas al subte», contó la artista a La Nación, en pleno montaje de la escultura de chapa de metal con acabado de pintura de auto.
Para la realización, Cabutti trabajó con una metalúrgica de La Plata, donde tiene su taller, que es una de las últimas metalúrgicas artesanales que quedan, que doblan la chapa en forma manual. El día del montaje final, en el hall de Correo Central también estaba trabajando Joaquín Fargas, que presentará una instalación novedosa.
La propuesta de Graciela Hasper fue la obra “Rotación”, formada por piezas de distintos colores y tamaños que encastran como un puzzle. Basada en la relación de la pintura y la luz, «es una propuesta del uso lúdico y festivo del espacio público como constructor de ciudadanía y tiene como objetivo comunicar movimiento a través del color», declara la artista a La Nación, quien explica además que la vibración de la luz produce el movimiento del ojo y ello genera subjetividad. «El color no se entiende únicamente desde una cuestión formal, sino que es una de las características identitarias de la cultura popular latinoamericana». Para ella, “Rotación” describe desde la geometría la realidad física del viajero del subte; «es una búsqueda que transforma el momento intimista ante la pintura en un hecho urbano».
La apuesta de Minujín es a lo grande: la cabeza de David, dorada y fragmentada, va a sorprender a los que caminen por los pasillos de la prolongación de la línea E, que combina con la C, para llegar hasta la estación de trenes de Retiro. De 7 x 2,4 metros la pieza que colgará del techo de la nueva estación Retiro, debajo de la Avenida del Libertador, es prima hermana de “David fragmentándose (desde Grecia hasta el Renacimiento y hasta hoy con amor)”, escultura que pertenece a la colección del Museo Fortabat. Y recuerda también a una publicidad de un analgésico, justamente para el dolor de cabeza, en la que también intervino la artista.
«El escultor del Renacimiento Miguel Ángel se inspiró en el arte griego, cuna de Occidente, y yo lo traje al Tercer Milenio, fragmentándolo”, escribió Minujín sobre su proyecto. “Los argentinos somos seres que vivimos en fragmentación y discontinuidad».


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png
Alejandra Lazo, 28 Mayo 2019.

Tres mujeres, tres estaciones

La inauguración de las estaciones Correo Central, Catalinas y Retiro de la Línea E contará con una serie de actividades que buscan visibilizar el rol protagónico de las mujeres en la historia. Las mismas estarán intervenidas por Marcela Cabutti, Gachi Hasper y Marta Minujín.

La primera de ellas es “tres estaciones, tres mujeres, tres artistas”, por las que las nuevas estaciones estarán intervenidas por tres artistas mujeres de proyección internacional. Cada una con su obra, lenguaje personal y fuerza creativa le darán una nueva perspectiva al público.
Estación Correo Central – Marcela Cabutti: Nacida en La Plata, es docente y licenciada en Artes Plásticas con orientación en escultura, tuvo una estadía en el master en Diseño y Biónica del Centro de Investigación del Instituto Europeo de Diseño de Milán, Italia, y ha sido protagonista de exposiciones en Argentina, Italia, España, Francia y Alemania.
“Pasionarias a orillas del río”, es el nombre de la obra que recorre dos paredes de la estación a través de enredaderas – una de 17,6 metros de largo y otra de 7,6 metros – con 11 y 4 flores respectivamente. La elección de la pasionaria es un homenaje a la vegetación que habitualmente se encuentra a la vera de las vías ferroviarias y que ocupaba parte de terreno en Taller Lacarra.
Estación Catalinas – Gachi Hasper: Oriunda de Buenos Aires, la artista plástica y docente realizó muestras en Argentina, Brasil, Estados Unidos y Francia. Buenos Aires ya cuentas con dos intervenciones de su autoría en el espacio público: “Notas de Luz”, bajo la autopista Buenos Aires-La Plata frente a La Usina del Arte y “Nudo de Autopista”, emplazada en Av. San Juan y Av. 9 de Julio. El nombre de la obra es «Rotación» y está formada por distintas piezas de diversos tamaños y colores que son partes de un rompecabezas basado en la relación de la pintura y la luz, que para la artista retrata la realidad del viajero del Subte a través de la geometría.
Estación Retiro – Marta Minujín: La reconocida artista plástica de Buenos Aires, ícono del arte de vanguardia de la Argentina en la década del 60, estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes “Prilidiano Pueyrredón” y la Escuela Superior de Bellas Artes “Ernesto de la Cárcova”. En 1982 y 2002 recibió el Premio Konex y fue la creadora de “La Menesunda” y «El Partenón de los libros prohibidos» entre otras obras disruptivas. «David fragmentándose», prima hermana de la escultura presente en el Museo Fortabat, tiene un tamaño de 7 por 2,4 metros y estará colgando del techo de la estación, representando a los argentinos que viven en fragmentación y discontinuidad.
La extensión de la línea E de subterráneos va desde su antigua cabecera en la estación Bolívar hacia el norte por dos kilómetros, permitiendo que los usuarios puedan llegar desde Flores a Retiro en sólo 32 minutos.
Con estas obras se incorporan 63.000 pasajeros a toda la red, además de beneficiar a los 90.000 que utilizan la línea por día.
La obra es impulsada por el Gobierno de la Ciudad y realizada por el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad, a través de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE).
La Estación Correo Central está ubicada en Av. Leandro N. Alem y Av. Corrientes (San Nicolás, Comuna 1) y logra la combinación con la Línea B y con el Metrobus del Bajo, a la altura del CCK.
Estación Catalinas se encuentra en Av. Leandro N. Alem y Av. Córdoba (Retiro, Comuna 1),y permitirá combinar con el Metrobus del Bajo y sumar un medio de acceso cercano a la terminal de Buquebus.
Estación Retiro, ubicada en Av. del Libertador y Ramos Mejía (Retiro, Comuna 1), suma una nueva combinación con la Línea C, los ferrocarriles Mitre, Belgrano y San Martín y la Terminal de ómnibus de Retiro.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png
El Porteño, Urgente24. 28/05/2019.

Extensión de la Línea E y mujeres protagonistas

El nuevo trayecto corre desde su antigua cabecera en la estación Bolívar hacia el norte por 2 kilómetros, permite que los usuarios lleguen desde Flores a Retiro en 32 minutos. Con estas obras se incorporan 63.000 pasajeros a toda la red, además de beneficiar a los 90.000 que utilizan la línea por día. 

El nuevo trayecto corre desde su antigua cabecera en la estación Bolívar hacia el norte por 2 kilómetros, permite que los usuarios lleguen desde Flores a Retiro en 32 minutos. Con estas obras se incorporan 63.000 pasajeros a toda la red, además de beneficiar a los 90.000 que utilizan la línea por día. 
La obra es impulsada por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y realizada por el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad, a través de Subterráneos de Buenos Aires (SBASE). 
La Estación Correo Central está ubicada en Av. Leandro N. Alem y Av. Corrientes y logra la combinación con la Línea B y con el Metrobus del Bajo, a la altura del CCK. 
Estación Catalinas se encuentra en Av. Leandro N. Alem y Av. Córdoba ,y permitirá combinar con el Metrobus del Bajo y sumar un medio de acceso cercano a la terminal de Buquebus.
Estación Retiro, ubicada en Av. del Libertador y Ramos Mejía, suma una nueva combinación con la Línea C, los ferrocarriles Mitre, Belgrano y San Martín y la Terminal de ómnibus de Retiro.
Las estaciones Correo Central, Catalinas y Retiro de la Línea E contará con una serie de actividades que buscan mostrar el rol protagónico de las mujeres en nuestra historia y continuar sentando las bases del cambio cultural necesario para consolidar la igualdad de género.
La primera de ellas es «3 estaciones, 3 mujeres, 3 artistas». Cada una con su obra, lenguaje personal y fuerza creativa le darán una nueva perspectiva al público.
En Correo Central – Marcela Cabutti: Nacida en La Plata, es docente y licenciada en Artes Plásticas con orientación en escultura, tuvo una estadía en el Máster en Diseño y Biónica del Centro de Investigación del Instituto Europeo de Diseño de Milán, Italia, y fue protagonista de exposiciones en Argentina, Italia, España, Francia y Alemania. «Pasionarias a orillas del río», es el nombre de la obra que recorre dos paredes de la estación a través de enredaderas.
Catalinas – Gachi Hasper: Oriunda de Buenos Aires, la artista plástica y docente realizó muestras en Argentina, Brasil, Estados Unidos y Francia. Buenos Aires ya cuenta con dos intervenciones de su autoría en el espacio público: “Notas de Luz”, bajo la autopista Buenos Aires-La Plata. El nombre de la obra es «Rotación» y está formada por distintas piezas de diversos tamaños y colores que son partes de un rompecabezas basado en la relación de la pintura y la luz, que para la artista retrata la realidad del viajero del Subte a través de la geometría.
Marta Minujín: Icono del arte de vanguardia de la Argentina en la década del 60, estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes “Prilidiano Pueyrredón” y la Escuela Superior de Bellas Artes “Ernesto de la Cárcova”. Su «David fragmentándose», prima hermana de la escultura presente en el Museo Fortabat, tiene un tamaño de 7 por 2,4 metros y estará colgando del techo de la estación, representando a los argentinos que viven en fragmentación y discontinuidad.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es centro-y-fuera.png
www.centroyfuerabaires.com.ar

Tres mujeres argentinas sorprenden en el subte con su arte …

Una especie de rompecabezas de colores conforma el mural gigante en una de las paredes de la estación Catalinas.  Y como si esto fuera poco, una enredadera hecha con flores de metal, recibe a los pasajeros en hall central de la nueva estación Correo Central, que une a las líneas E y C, con salida a la entrada del edificio del CCK.
Estas tres obras magníficas corresponden a tres artistas mujeres con proyección internacional: Marta Minujín, Gachi Hasper y Marcela Cabutti.  Tres site specific realizadas a pedido con el objetivo de exhibir arte argentino bajo tierra, cerquita del barrio porteño de Puerto Madero que es el único que tiene calles con nombre de mujeres.
Las tres fueron convocadas por el gobierno de la ciudad de Buenos Aires y la empresa SBASE para crear obras que pudieran montarse en los lugares específicos.
Cabutti realizó una enredadera de flores pasionarias, como la que hizo tiempo atrás en color rojo para Puerto Madero.  Pasionarias a orillas del río, recorre dos paredes de la estación Correo Central y juega con la paleta de colores que impera bajo tierra.  En pleno montaje de la obra que está realizada en metal y con un acabado de pintura de autos.  Esta planta crece salvaje al costado de las vías del tren, es por ello que la artista quiso que estuvieran en el subte.  Las enredaderas son dos: una de 17.60 metros de largo con once flores y otra de 7.60 metros con cuatro pasionarias.  La artista trabajó en su taller de la ciudad de La Plata donde también se encuentra una de las últimas metalúrgicas artesanales que quedan, que doblan la chapa en forma manual.
La propuesta de Graciela Hasper fue una obra, “Rotación”, formada por piezas de distintos colores y tamaños que encastran como un puzle.
Es una propuesta lúdica y festiva para el espacio público y tiene como objetivo comunicar movimiento a través del color.  Según la artista, la vibravación de la luz produce el movimiento del ojo y ello genera subjetividad.  El color es una de las características de identidad de la cultura popular latinoamericana.


La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es cintaprensa.png
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es dosminutos.png
2 minutos, por Jota Leonetti. 30 mayo, 2019.

3 estaciones, 3 mujeres, 3 artistas en el Subte E

Las nuevas estaciones Correo Central, Catalinas y Retiro estarán intervenidas por tres artistas argentinas de proyección internacional

La línea E finalmente extiende su trayecto 2 km desde la antigua cabecera en Plaza de Mayo hasta las terminales de trenes de Retiro, donde combinará (otra vez) con la Línea C. Además, en la estación Correo Central, ubicada en Alem y Corrientes, se podrá combinar con la Línea B (sin pagar nuevo pasaje) y con el Metrobus del Bajo.
En estos nuevos espacios subterráneos se busca visibilizar el rol protagónico de las mujeres en la historia y la cultura, para consolidar la igualdad de género.

Estación Correo Central – Marcela Cabutti

Pasionarias a orillas del río” es el nombre de la obra que recorre dos paredes de la estación a través de enredaderas – una de 17,6 metros de largo y otra de 7,6 metros – con 11 y 4 flores respectivamente. La elección de la pasionaria es un homenaje a la vegetación que habitualmente se encuentra a la vera de las vías ferroviarias.

Estación Catalinas – Gachi Hasper

Buenos Aires ya cuentas con dos intervenciones de su autoría en el espacio público: “Notas de Luz”, bajo la autopista La Plata frente a La Usina del Arte y “Nudo de Autopista”, emplazada en San Juan y 9 de Julio. El nombre de la obra es “Rotación” y está formada por distintas y coloridas piezas que son partes de un rompecabezas basado en la relación de la pintura y la luz, que para la artista retrata la realidad del viajero del Subte a través de la geometría.

Estación Retiro – Marta Minujín

La reconocida artista plástica, ícono del arte de vanguardia de la Argentina en la década del 60, colgará del techo de la estación su “David fragmentándose“, primo hermano de la escultura presente en el Museo Fortabat, tiene un tamaño de 7 por 2,4 metros y representa a los argentinos que viven en fragmentación y discontinuidad

A %d blogueros les gusta esto: